Papa Francisco

Auspiciantes

Publicidad

Recién Escritos

Categorias

Facebook

Twitter

Será coronada la imagen de la Virgen de San Nicolás

San Nicolás: Salida de la Virgen en procesión (foto: La Nación)San Nicolás (Buenos Aires), 26 Set. 08 (AICA)
“Habiendo escuchado la petición que me hiciera el pueblo de Dios, he decidido coronar la imagen de María del Rosario de San Nicolás y el Niño Jesús, el 25 de mayo de 2009”. Así lo anunció el obispo de San Nicolás de los Arroyos, monseñor Héctor S. Cardelli, en ocasión de la fiesta en honor de la Virgen que se llevó a cabo ayer en la ciudad de San Nicolás, con motivo del 25º aniversario del acontecimiento mariano.

Una multitud de peregrinos, que los organizadores estimaban en unas 700.000 personas, participó de las celebraciones centrales que comenzaron a las 15 con una procesión desde el santuario que trasladaba la imagen de la Virgen por las calles del barrio San Nicolás: Los fieles se acercan a tocar la imagen de la Virgen (foto: La Nación)hasta el campito contiguo al templo, donde minutos antes de las 16 se celebró la misa, presidida por el obispo.
Concelebraron los arzobispos Mario Maulión (Paraná) y Domingo Salvador Castagna (emérito de Corrientes), ambos antiguos obispos de San Nicolás; monseñor Gustavo Help, obispo de Venado Tuerto, y numerosos sacerdotes de la diócesis y de todo el país.
Los fieles, que se fueron congregando en el lugar a lo largo del día procedentes de distintas provincias argentinas y también de otros países, recibieron a la imagen de la Virgen con pétalos de rosas y los pañuelos en alto, hasta que fue colocada junto al altar principal para presidir la celebración; también se trasladó hasta allí la imagen de San Nicolás de Bari, patrono de la ciudad.

Luego de la misa el pastor diocesano hizo el anuncio de la coronación de las imágenes.

Hay que abandonar las actitudes cómodas y rutinarias

“Es el Señor quien gozándose en su pequeñez” permitió que ella “nos visitara, humilde, sencilla, para que nosotros, con una actitud de fe y de confianza” podamos adherir “a la persona de su hijo Jesús”, expresó monseñor Cardelli en la homilía.
El prelado recordó que María llegó a San Nicolás “con el vehículo más adaptado a nuestro modo de entender. Sólo eligió a Gladys, una servidora a quien le manifestó su querer y, al conocerlo, la devoción del pueblo lo aceptó con alegría, lo celebró y adhirió a su propuesta”; a la vez que encaminó “sus pasos conforme a los mensajes que le fueron dando rumbo al acontecimiento, hasta que Ella creció y nosotros disminuimos, para no entorpecer su obra”.
También se refirió al acompañamiento dado por los obispos: “Hoy celebramos gozosos ese proceso de fe en el marco eclesial del pastoreo de los obispos, ayudando a las multitudes que acuden a este bendito lugar” a “buscar las tiernas caricias de la Madre, sin temor a sentirse defraudados en su fe”.
Tras subrayar que los hijos “la quieren recibir en su casa”, el pastor nicoleño manifestó la alegría de “que su cúpula nos cobije a todos” y agregó que “esta casa está destinada a ser un lugar de encuentro de todos los hermanos junto a su Madre”.
En cuanto a la advocación de María del Rosario de San Nicolás, sostuvo que “como tantas otras a lo largo de nuestro continente, testimonia su presencia cercana a la gente y a la vez manifiesta la fe y la confianza que los devotos sienten por ella. Ella nos pertenece y nosotros la sentimos como madre y como hermana”. La Virgen “nos enseña la importancia que tiene en la vida del discípulo la escucha de la Palabra” y nos revela “que sus pensamientos están en sintonía con los de Dios y que su querer es un querer junto a Dios”.
La definió como la “Madre de la Palabra Encarnada” y subrayó: “Su fuerte presencia en nuestras comunidades enriquece la dimensión materna de la Iglesia, y su actitud acogedora la convierte en casa y escuela de comunión y en espacio espiritual que prepara para la misión”.

Por último, monseñor Cardelli exhortó: “Sintamos el llamado a una conversión de nuestros corazones y de nuestras mentalidades, de las actitudes y prácticas cómodas y rutinarias, que no acogen ni sirven a los hermanos que vienen en búsqueda de respuestas para sus vidas sin sentido o para encontrar alivio en los momentos de dificultad”.+

Facebook comments: