Papa Francisco

Auspiciantes

Publicidad

Recién Escritos

Categorias

Facebook

Twitter

Raúl Alfonsín recibió los sacramentos antes de morir

Capilla ardiente en el Congreso de la NaciónBuenos Aires, 1 Abr. 09 (AICA) El ex presidente argentino, doctor Raúl Ricardo Alfonsín, quien falleció ayer tras padecer una larga enfermedad, pidió recibir los sacramentos de la Unción de los Enfermos y de la Reconciliación, según dijo a la prensa monseñor Justo Oscar Laguna, obispo emérito de Morón.

A media mañana de ayer, el prelado visitó al ex mandatario en su domicilio de la avenida Santa Fe, en el barrio porteño de la Recoleta. Al salir, contó a la prensa que Alfonsín “no soltaba” su mano, durante el breve momento que permaneció junto a él.

Monseñor Laguna dijo que le impartió “una bendición” y confirmó que en diciembre pasado Alfonsín le pidió que le administrara los sacramentos de la Reconciliación y la Unción de los Enfermos.

El obispo y amigo del ex presidente contó que cuando lo visitó, Alfonsín “estaba muy mal, pero muy lúcido. Ya me iba, cuando me agarró la mano y me besó el anillo. Yo lo besé en la frente y lloré como un loco”, reconoció.

Tras señalar que no lo conocía hasta antes de las elecciones de 1983 y precisó que “recién lo conocí por la misión que me encomendó el Vaticano por el conflicto del Beagle”.

“La paz no sólo se logró con el cardenal (Antonio) Samoré, sino también por Alfonsín que llamó a una consulta popular. Si no, casi volvíamos a la guerra”, reveló.

Monseñor Laguna calificó a Alfonsín como “un pro-hombre de la democracia argentina” que “soportó los dolores de su enfermedad con una serenidad extraordinaria”, “Estoy muy triste, murió un amigo del alma”, expresó

Velatorio y exequias

El ex presidente Raúl Alfonsín es velado hoy en el Salón Azul del Congreso Nacional. Por la mañana, hubo un oficio religioso del que participaron familiares y amigos más cercanos.

Para mañana, al mediodía, está prevista una misa exequial de cuerpo presente en las escalinatas del Congreso presidida por el arzobispo de Santa Fe de la Vera Cruz, monseñor José María Arancedo, primo hermano del ex presidente, y concelebrada por otros obispos que se acerquen al lugar. Con posterioridad será traslado al cementerio de la Recoleta, donde se le dará el último adiós.

Facebook comments: